Piromade: La artesanía grabada a fuego de Pablo Embid

Precisión y paciencia son dos palabras presentes en el minucioso trabajo que realiza Pablo Embid a través de su marca Piromade, artesanía grabada a fuego sobre madera, y en su profesión como restaurador del patrimonio cultural. El pulso de cirujano necesario para intervenir obras de arte le ha ayudado, de hecho, a desenvolverse con soltura en la técnica de la pirografía, pasión a la que dedica sus horas libres en un estudio ubicado en el zaragozano barrio de La Magdalena.

 

Este local, que comparte con otros emprendedores creativos, se ha convertido en un pequeño oasis para Embid, un lugar de desconexión. Aunque en realidad es otro accidente geográfico el que le da nombre: “Cucumber Island” (Isla del pepino). El artesano del pirograbado y sus socios, cuyos proyectos van desde el diseño textil a la ilustración o la fotografía, trabajan en buena sintonía, perceptible dentro y fuera del estudio. Si te los encuentras en algún mercadillo local, donde suelen acudir a mostrar y vender sus respectivas creaciones, seguro que no te pasan inadvertidos.

 

Pablo Embid (derecha) comparte expositor y camisa tropical con socios de la “Cucumber Island” en el Mercado de las Pulgas de Zaragoza.

¿Qué es la pirografía?

 

Atendiendo a su etimología, pirografía es, literalmente, escribir con fuego. No es, ni mucho menos, una técnica nueva. Ya era practicada por culturas del mundo antiguo como la egipcia. Precisamente, la marca de Pablo Embid contiene un guiño a la antigüedad ya que además de significar “hecho con fuego”, Piromade es una palabra cercana gráficamente a pirámide, lo que terminó por inclinar la balanza a su favor tras la tormenta de ideas que precedió a la elección del nombre entre familiares y amigos.

 

“Cuando el fuego se convierte en arte” es el eslogan de Piromade. Foto ©Javier Rojas.

 

En la actualidad, para realizar un pirograbado se utiliza una pluma eléctrica conocida como pirograbador o pirógrafo. El proceso incluye una fase de preparación del soporte (en el caso de Piromade, madera), boceto, calco y quemado. “Primero tienes que preparar la madera, lijarla y cortarla; luego, pones el calco, o haces el boceto a mano alzada si lo tienes muy claro, y sobre el calco vas haciendo el dibujo; por último, quemas la madera usando el pirograbador y regulando la intensidad del quemado para hacer el degradado”, explica Embid.

 

Es mediante estos ajustes en la intensidad del quemado como se van obteniendo los matices del grabado, con tonalidades que van desde el marrón suave al negro absoluto.

 

Juego de tonalidades de un pirograbado de Pablo Embid.

 

La técnica no es muy conocida en España, advierte Pablo, por ello una de sus principales metas es impulsar su difusión. Es lo que hace cuando acude a mercados o ferias de artesanía, donde junto a obras acabadas lleva otras incompletas para poder trabajarlas de cara al público.

Dando nueva vida a las tablas de skate

 

Una de las señas de identidad de Piromade es su empleo de materiales reciclados. Si nos referimos al soporte principal (madera), las favoritas son las tablas de skate. El artista detalla la razón de esta preferencia: “Son maderas claritas, contrachapadas, con poca veta”.

 

La tienda zaragozana La Dolce Vita, especializada en el mundo del skate, es uno de sus puntos de abastecimiento de tablas de monopatín viejas y rotas y a la vez, uno de los lugares donde pueden verse expuestos algunos de sus trabajos en este soporte.

 

Pirograbados de los raperos Notorius y Tupac, de Pablo Embid, sobre tablas de skate en la tienda zaragozana La Dolce Vita.

 

Sobre diferentes tipos de madera reciclada (también ha usado para sus obras palés o madera de olivo desechada procedente de un retablo), Embid ha creado objetos decorativos y funcionales; entre estos últimos, se encuentran lámparas, relojes, cofres, botelleros. Las opciones se ajustan al interés del cliente puesto que Piromade funciona, fundamentalmente, por encargo. En la realización de un trabajo personalizado y exclusivo reside otra de las claves del proyecto. “No me gusta llevar la artesanía al terreno del souvenir sino crear con ella un producto exclusivo que solo tengas tú en tu casa”, ha expresado el artista.

 

Uno de los encargos más especiales que ha realizado Pablo Embid ha sido un portalianzas pirograbado para una boda en Barcelona.

 

En cuanto a los dibujos, sus principales fuentes de inspiración son los motivos indígenas, las composiciones geométricas con el arte mudéjar, del que es admirador, como referente, y la música, que escucha mientras pirograba y lleva a sus trabajos mediante el retrato. Entre estos últimos, destacan los de los raperos Tupac y Notorius o el del padrino del soul James Brown, dibujados con fuego a partir de conocidas fotografías.

 

Retrato de James Brown grabado con fuego sobre madera por Pablo Embid.

 

Detalle de un dibujo pirograbado sobre una tabla de skate por Pablo Embid. Foto ©Javier Rojas.

 

Piromade no tiene tienda física ni online pero puedes estar al día de los próximos mercados en los que va a participar y ver más obras de su catálogo mediante sus páginas en Instagram y Facebook.

 

Autor: Laura Gil

Periodista curtida en la comunicación on/offline en España y Estados Unidos. Genero contenidos para marcas, medios de comunicación y agencias. Aprendizaje continuo sin perder de vista lo esencial: las buenas historias.

1 opinión en “Piromade: La artesanía grabada a fuego de Pablo Embid”

  1. Impresionante. ..conocía tus trabajos por Quike, pero el.porta alianzas me ha encantado …enhorabuena por tus trabajos diferentes y originales!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *